AGROEXPORTACIÓN SIN EXPLOTACION

AURORA VIVAR DENUNCIA

MALTRATO A TRABAJADORAS

DE LA AGROEXPORTACION

 

En rueda de prensa la Asociación Aurora Vivar presento el caso de

Gladys Campos joven liberteña que fue despedida de una empresa

esparraguera al tratar de pedir un trato humano para ella y sus compañeras

 

“Hay que cumplir con la meta, es lo único que importaba, relata Gladys una joven madre de familia de la Libertad en el norte del Perú", Ella como miles de mujeres peruanas pobres acuden a las empresas agroexportadoras atraídas por la supuesta bonanza y solvencia de estas organizaciones. Sin embargo se encuentran con malos tratos, horas impagas e impedimento de sindicalización.

 

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com

 

CONGRESISTA APOYA CAMPAÑA DE AURORA VIVAR

 

La congresista Gloria Ramos de UPP también estuvo presente en la actividad realizada hoy martes en el Hotel Bolivar. La parlamentaria sostuvo que estas empresas deben ser fiscalizadas mas de cerca por el estado ya que las peruanas y peruanos que trabajan en ellas deben tener un trato acorde a las inmensas ganancias generadas por la exportación. La congresista Ramos se comprometió a participar en la Campaña AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACION haciendo conocer a la opinión publica de esta situación que muchos quisieran ignorar.

 

LIBRO SOBRE EL TEMA

       

Por otra parte Karin Flores y Miguel Calisaya de la Asociación Aurora Vivar dieron a conocer un informe a la prensa donde se detallan estos abusos cometidos por empresas agroexportadoras en Ica y Trujillo. Aurora Vivar se suma asi a la campaña mundial para el Comercio Justo que busca que las grandes empresas y corporaciones tengan un trato humanitario con los trabajadores de diversos países del Tercer Mundo que son sus principales obreros.

 

MORELLA PETROZZI PARTICIPO CON SU GRUPO TEATRAL

EN CAMPAÑA AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACIÓN

  

La bailarina Morella Petrozzi y su grupo de bailarinas TEATRO VIVO hicieron una representación artística de esta campaña en la Plaza San Martín del Centro de Lima. Cientos de transeúntes recibieron información y presenciaron esta intervención donde en forma metafórica se mostraba a las trabajadoras recibiendo malos tratos. Asimismo los artistas vistieron ropas hechas con bolsas como se estila en la realidad en los fundos agricolas dedicados a la exportación.

 

Aquí vemos a Morella Petrozzi entrevista por Milenia Radio medio participante en la conferencia de prensa

 

 

Mayor Información:

Mónica Carrillo /  Teléfono 9784-4710

E-mail: agroexportacionsinexplotacion@yahoo.com

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com

 

 

 

NOTA SOBRE EL TEMA APARECIDA

EN EL DIARIO LA REPUBLICA

Miércoles 25 de Octubre del año 2006

 

 

 

 

DENUNCIAN ABUSOS A TRABAJADORAS DE LA AGROEXPORTACION EN ICA

Se exponen trabajadoras a agroquímicos sin protección.

Se hacen firmar contratos sin leer y se obliga a horas extras impagas.

No cuentan con uniformes. Y son amenazadas o despedidas si piden trato humano.

 

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com

 

“No conozco mi contrato, nos hacen firmar un contrato sin leer, lo hice con mi DNI pero al otro mes tuve que llevar un documento de otra persona  y así es. Si llevo mi documento no quieren, no nos hacen entrar. Me consigo documentos de una vecina, una amiga. Una vez no llevé y me quisieron regresar”, cuenta Maria de 29 años, trabajadora de una empresa agroexportadora en Ica. 

Según María esta practica es común en los empresarios para evitar pagar beneficios laborales, “todos los meses me hacen contratos con nombres y documentos de personas diferentes”.

La  bonanza económica del Perú con el éxito de las exportaciones no tradicionales como el espárrago, las uvas, alcachofas,  no se relaciona con estándares mínimos de respeto de los trabajadores, quienes incluso son amenazados cuando tratan de organizarse.

 

 

REPRESALIAS POR SINDICALIZACIÓN

 

“ Recibí también anónimos amenazantes dejados en la casa de mi hermana para atemorizarla diciendo que me desaparecerían. Me habían citado los de la empresa a las 10 de la noche en un lugar peligroso y oscuro en la carretera [...]” dice Susana de 23 años, empleada de una empresa en La Libertad. “Otra cosa que hicieron, cuando se enteraron del sindicato, es amenazar a nuestros familiares que trabajan en otras empresas con despedirlos,  al poco tiempo los sacaron”

 

MUJERES MÁS AFECTADAS

Los continuos abusos no pueden ser denunciados por los trabajadores quienes ocultan sus nombres por temor a represalias, siendo la mayoría muy pobres y mujeres.  Existe una tendencia a que se contraten a mujeres porque según los empresarios estas tienen habilidades manuales mas desarrolladas que los hombres, especialmente para  manejar frutos o productos delicados.  

Esto significa mayor explotación por parte de las empresas, ya que las mujeres al tener menos movilidad laboral y en muchos casos limitadas posibilidades de estudio,  son el sector mas vulnerable.  Mercedes de 35 años señala: “Yo no he estudiado señorita. Porque mis padres no me mandaron al colegio, ni a primero, ni a segundo grado; nos han criado a base de trabajo nada más, y sin nada de estudio; nos han mandado de aquí para allá” , señala.  

 

NO HAY TIEMPO NI PARA IR AL BAÑO

Las prácticas en el Perú no están muy alejadas del caso denunciado en Argentina de una empresa que daba pañales a las trabajadoras para que no vayan al baño. En el Perú algunas empresas limitan a las trabajadoras a realizar sus necesidades fisiológicas, sin importar que estén embarazadas o con periodo menstrual, “no puedes ir muchas veces al baño o sino te gritan o no te dejan” señala Susana. .

 

 

MI ESPOSO TRABAJA MAS DE 18 HORAS SEGUIDAS

Juana  es madre de tres hijos uno de 17, otro de 12 y una de 5 años. Su esposo también trabaja en un fundo y hace turnos de hasta 18 horas, sin el reconocimiento de horas extras. “El debe cuidar la temperatura de lugar donde se guardan las uvas, si entra a las 8 de la mañana sale a la 1 de la tarde del otro día. Y entra a la mañana siguiente. Yo, además de trabajar debo hacer todo lo posible para llevarle el desayuno, el almuerzo y la cena porque no le dan nada. En vez de tomar dos personas para dos turnos solo toman a una y no les reconocen todas las horas extras, si no acepta lo botan”, señala.

 

 

RUEDA DE PRENSA Y PRESENTACIÓN DE LIBRO

SOBRE DENUNCIA DE ABUSO A TRABAJADORAS

Estas denuncias con otros reveladores testimonios serán presentados en el desayuno de trabajo con periodistas  “AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACIÓN”,  donde se compartirá los resultados de la investigación “La Agroexportación en el País de las Maravillas” a cargo de la Asociación Aurora Vivar.  Será el martes 24 de octubre a las 10 de la mañana en el Hotel Bolívar de la Plaza San Martín.

En la actividad estarán presentes la congresista Gloria Ramos de UPP, Karin Flores abogada de Aurora Vivar, Gladys Campos una de las trabajadores maltratadas. Asimismo contaremos con la participación de Carmela Puccineli consejera del gobierno regional de Ica que a denunciado a estos casos. A esa hora habrá un desayuno de trabajo para periodistas.

En la imagen Karin Flores, representante de la ONG Aurora Vivar quien lidera la campaña de denuncia de maltratos.

Luego de la rueda de prensa la artista Morela Petrozzi y su grupo Teatro Vivo harán una representación artística de este problema social
 
A las 11:30 se realizara presentación del libro con entrada libre para el publico en general.

 

Mayor Información:

Mónica Carrillo /  Teléfono 9784-4710

E-mail: agroexportacionsinexplotacion@yahoo.com

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com

 

 

 



 

 

LA AGROEXPORTACIÓN

TAMBIÉN ES EXPLOTACIÓN

Denuncia de abuso a trabajadoras peruanas

de la agroexportacion en Ica y Trujillo

“Trabajamos sin ropa especial en una cámara fría de 3 grados centígrados desde las 9 de la mañana hasta las 4 de la tarde. Salimos a altas horas de la noche”.

 

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com


Juana vive en Ica. Se levanta todos los días a las 4 de la mañana, mientras prepara la comida lava la ropa de sus hijos y sale a las 5 de la mañana a esperar el camión que la lleva a la empresa de cultivo y exportación de uva, donde trabaja de sol a sol. A las 5 y 30 toma su desayuno -que ella misma llevó– y empieza a laborar. En buenas épocas sale a las 2 y 30 de la tarde, pero cuando esté en temporada de cosecha no tendrá horario fijo, puede salir a 5 de la tarde e incluso a las 6 de la mañana del otro día, con la obligación de volver a trabajar 4 horas después, es decir a las 11 de la mañana del día en curso.


“Como el dueño va a ganar dinero nos exige que trabajemos de amanecida. Si desde Japón piden 8000 kilos debemos cortar los 8 mil kilos, empacarlos y procesarlos, entramos a las 9 de la mañana y salimos a las 6 de la mañana del día siguiente. Cuando hubo un pedido así, debimos regresar ese mismo día a las 11 de la mañana para seguir con la labor. Si son 6 horas extras nos reconocen sólo 2. A las obreras nos dan una gaseosa y un biscocho cuando hacemos esas jornadas, en cambio los ingenieros y supervisores si comen y hacen cambio de turno”.

 
Esta es una de las tantas situaciones de abuso denunciada por Juana de quien ocultamos su nombre por temor a ser expulsada de la empresa, donde sigue trabajando en el cultivo de uvas. Los beneficios de la exportación quedan sólo en manos de los empresarios ya que las trabajadoras son sometidas a múltiples abusos. La mayoría de empresas de agroexportación no tradicional - como la uva, espárrago- prefieren contratar a mujeres porque pueden ofrecerles condiciones más precarias y porque –según ellos- son más delicadas que los hombres para cortar la fruta, o hacer algún trabajo meticuloso.

 

EXPUESTAS A QUÍMICOS Y AL FRÍO

 

“No nos dan ningún implemento especial, nos cubrimos la cara para protegernos del sol y de los insecticidas que les echan a las plantas. Las uvas son curadas con azufre y con otros químicos muy fuertes, eso nos daña la vista, no salen hongos en las manos. Cuando nos sentimos mal nos mandan a la casa pero debemos salir caminando sin nadie que nos auxilie ni alguna pastilla porque tienen enfermera pero no botiquín”, continúa Juana.

 
Las precarias condiciones de trabajo la exponen a múltiples accidentes y enfermedades. Por ejemplo el trabajo de jarreo es aquél donde las mujeres se suben a un parante con una jarra de dos litros que contiene hormonas para las uvas. Deben sumergir en la jarra los racimos que están prendidos a las parras. Ellas terminan generalmente con todo el cuerpo mojado.


“Una vez uno de los ingenieros nos dijo que tengamos cuidado porque ese líquido eran hormonas y nos podía hacer daño, especialmente a las mujeres”, señala Juana. Sin embargo no tienen ninguna protección ante esto. Tampoco cuando trabajan a bajas temperaturas “Nos hacen ingresar a embalar la uva a cámara fría, ese pago debe ser distinto, la temperatura es helada, yo busco con que abrigarme, estamos a 5 o 3 grados, una vez entre a las 9 y salí a las 4 de la tarde, pedíamos salir aunque sea 5 minutos por cada hora para tomar calor, me dio bronquitis”.
 

Mayor información

 

Asociación Aurora Vivar

 

Si desea más información sobre la campaña “AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACIÓN” comunicarse con:

Mónica Carrillo

Teléfonos: 472-7524 / 9784-4710
 

agroexportacionsinexplotacion@yahoo.com

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com






CARACTERÍSTICAS DE LOS EMPLEOS


• Las personas que trabajan en exportación no tradicional conforman un grupo de riesgo porque el sistema laboral no les garantiza estabilidad y no se les reconoce importantes derechos. Los trabajadores y trabajadoras de temporada son víctimas de largos periodos de desempleo; algunas empresas establecen estrategias y acciones de presión para que se registren con otros nombres y así evadir la responsabilidad que otorgarles beneficios sociales.

• En los Departamentos de Ica y La Libertad existe una feminización de la agroexportación. Esto no significa que las empresas tengan una preocupación por promover la inserción laboral de las mujeres, sino por la valorización de las características de la población femenina como: necesidad de trabajo temporal porque tienen carga familiar, destreza manual y meticulosidad.

• Cuando trabajan en el campo, deben permanecer en largas jornadas a la intemperie, agachadas, cargando sobrepeso, expuestas al sol o a la lluvia, y a la intoxicación por agroquímicos.

• En numerosas empresas las jornadas van de 9 a 12 horas de trabajo, o incluso entre 18 a 20 horas, sin pago de horas extras, dominical, ni algún beneficio, según lo expresan las trabajadoras entrevistadas.

• Los ingresos en pocos casos superan el salario mínimo vital. En la mayoría de ellos el promedio está entre los S/. 2001 y S/. 600, a pesar de de las largas jornadas en que laboran.




LA SITUACIÓN EN AMÉRICA LATINA


En todo el continente se reciben denuncias de las empresas de exportación no tradicional


EN CHILE SON LOS SEÑORES DE LA FRUTA


“ El agroexportador es el cuarto sector más exitoso de cuantos explotan los recursos naturales de Chile. La temporada de la fruta significa, para sus productores y exportadores, un promedio de ventas no menor a los mil 500 millones de dólares anuales. Esta es una cara de la moneda: la económica. La otra, el sello social, permanece en la sombra: el alto índice de niños deformes asociado a la aplicación de plaguicidas, el grado de informalidad contractual de los trabajadores del agro, las precarias condiciones de seguridad e higiene laborales, los residuos de pesticidas presentes en la fruta fresca que se exporta y se consume en el mercado interno.
Los señores de la fruta, no obstante, prosiguen con su rutilante danza de los millones. Sería de mal gusto admitir en el baile a los desamparados, a los tullidos e inválidos del campo. Hay que conservar la Imagen País. Sobre todo el espejo..., y el espejismo”

 (http://salud.ecoportal.net/content/view/full/21192

obtenida el 22 Ago 2006 05:45:17 GMT)

 


EN COLOMBIA SON LOS SEÑORES DE LAS FLORES


Existen en el sector florícola pocas organizaciones sindicales independientes, ya que a las mujeres se les niega la posibilidad de asociarse debido a: las amenazas de despido a quienes presentan iniciativas, la corta duración de los contratos, el continuo cambio de
empresa, la estigmatización de los líderes que impide su nueva vinculación laboral, a lo
cual se agrega la imposibilidad de reunirse por las extenuantes jornadas de trabajo y la
obligaciones familiares

(1 Ricardo Zamudio LA FLORICULTURA Y LOS DERECHOS HUMANOS) http://www.debtwatch.org/documents/enprofunditat/Deute_ecologic/florscactus.pdf

 


EN ECUADOR SON LOS SEÑORES DEL BANANO


- En el 2000, Estados Unidos y la Unión Europea importaron aproximadamente un millón y 680.000 toneladas métricas de banano respectivamente. Por ser los dos mayores importadores de banano ecuatoriano, Estados Unidos y la Unión Europea deberían ser capaces de garantizar que entre las disposiciones relativas a la importación de estos bananos hubiera algunas que garantizaran el respeto a los derechos de los trabajadores del banano en Ecuador . ( Informe de Human Rigths Watch)
- La mayoría de estos trabajadores no tiene contrato por escrito sino una precaria vinculación con la empresa, muchas veces intermediada por un contratista, una figura bastante generalizada en el flexible . Nadie protesta por los salarios y si alguien lo hace queda marginado para el futuro, así que para continuar en el trabajo hay que “quedarse quieto”. (Luciano Martínez Valle. El trabajo flexible en las nuevas zonas bananeras de Ecuador CEDIME/Abda Yala Quito 2004)
 

Mayor información

 

Asociación Aurora Vivar

 

Si desea más información sobre la campaña “AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACIÓN” comunicarse con:

Mónica Carrillo

Teléfonos: 472-7524 / 9784-4710
 

agroexportacionsinexplotacion@yahoo.com

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com



 


Régimen especial para la agroindustria sólo beneficia a empresarios y encubre la explotación a trabajadores
 


LA ECONOMÍA CRECE, LAS CONDICIONES LABORALES DECRECEN
 

Si en 1990 el Perú obtenía 119 millones de dólares por exportación de productos agropecuarios no tradicionales (AENT), en el 2005 esta cifra ascendió a la exorbitante suma de mil millones de dólares. Pero ¿porqué los productos no tradicionales tienen tanto auge? ¿Cuáles son los reales beneficios para el desarrollo de los peruanos y peruanas?

 

AUGE DE LAS FRUTAS Y EL ESPÁRRAGO


El auge en los consumidores del primer mundo de una dieta basada en productos frescos, abundantes en fibra vegetal, con poco o nulo contenido de grasa y colesterol y sin preservantes químicos, constituyen unos de los principales factores que ha permitido el incremento de las exportaciones de espárragos. Sin embargo, la precariedad de las condiciones laborales generadas por el régimen especial de promoción de la agroexportación no tradicional está ocasionado una serie de situaciones de extrema explotación a los trabajadores, siendo las mujeres quienes sufren las mayores consecuencias. La nueva ampliación de la Ley de Promoción Agraria hasta diciembre del 2021 extiende hasta esta fecha los beneficios para los empresarios que se dedican a este tipo de exportación. Es decir, se condena a que los trabajadores y trabajadoras se sometan a este sistema de explotación por 15 años más. En términos de políticas públicas, el Estado ha impulsado millonarias inversiones estatales en proyectos de ampliación de la frontera agrícola ─como son los proyectos Chavimóchic (La Libertad) y Tambo Ccaracocha (Ica)─ que no han favorecido a las y los pequeños productores sino a los inversionistas de la AENT.


Actualmente el gobierno ha ampliado este régimen especial y promueve el programa de la Sierra Exportadora donde se reproducirán los mismos sistemas de explotación si es que no se toman medidas al respecto.

 

Mayor información

 

Asociación Aurora Vivar

 

Si desea más información sobre la campaña “AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACIÓN” comunicarse con:

Mónica Carrillo

Teléfonos: 472-7524 / 9784-4710
 

agroexportacionsinexplotacion@yahoo.com

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com



 

 


 

 

Un trabajo indecente
Carmen Torres, Mujeres hoy



Millones de mujeres trabajan durante largas jornadas y ganan un sueldo miserable (Foto: Evelyn Ruman).


“El trabajo indecente es la característica de la globalización”, afirmó el economista Marcel Claude en el lanzamiento en Chile del informe de Oxfam "Más por Menos", estudio sobre el comercio exportador y la precaria situación que viven las trabajadoras y los trabajadores de ese sector en diversos países del mundo.

(Santiago de Chile, Mujereshoy) En los últimos 20 años, la liberalización del comercio ha creado empleos para millones de mujeres, que hoy representan entre el 60 por ciento y el 90 por ciento de la mano de obra, pero el problema es que estos empleos están lejos de ser decentes y de calidad.

Por ejemplo, la Confederación Internacional de Organizaciones Sindicales Libres (CIOLS) ha denunciado que en 32 países los gobiernos no protegen adecuadamente los derechos de los trabajadores de las Zonas Francas de Exportación (EPZ, por sus siglas en inglés y más conocidas como maquilas en América Central). En 1975 había cerca de 80 EPZ en 25 países. En 2002, el total rebasaba las 3.000 en 116 países.

De manera que Marcel Claude, economista y presidente de Oceana Oficina para América Latina y la Antártica, tenía fundados argumentos para afirmar que “la globalización ha incrementado los derechos de las transnacionales y ha disminuido los de los trabajadores”.

Claude hizo esta aseveración al comentar el informe de la confederación de organizaciones Oxfam Más por menos. El trabajo precario de las mujeres en las cadenas de producción globalizadas.

El documento, presentado en Chile y en otros países, resume la investigación realizada por Oxfam en 12 países, incluyendo a Chile, Colombia y Honduras, sobre el trabajo precario de las mujeres en las cadenas de producción globalizadas de la agroexportación –recolectoras y empacadoras de frutas, así como las trabajadoras de la industria floricultora– y del vestuario.

Claude se mostró enfático al criticar los efectos de la mundialización de la economía en las trabajadoras, sobre todo aquellas que se desempeñan en las cadenas de producción mencionadas, a las que calificó de “cadenas malditas”. De acuerdo a Marcel Claude, el informe de Oxfam entrega una visión contundente de la realidad que viven las trabajadoras en esas cadenas productivas.

Cecilia Millán, representante de Oxfam en Chile, explicó que el informe forma parte de la campaña mundial de “Comercio con Justicia”, la que tiene por objeto cambiar las normas del comercio internacional para lograr un estándar de desarrollo con mayor equidad que permita disminuir los niveles de pobreza en todo el mundo.

Por su parte, María Elena Valenzuela, también economista y experta de género de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para América Latina, calificó el documento de Oxfam como un valioso instrumento político que, al mismo tiempo, muestra la cara humana del empleo precario de las trabajadoras.

Valenzuela recordó que el ingreso de las mujeres al mercado laboral no ha significado una modificación de las relaciones entre hombres y mujeres, puesto que la dominación y la subordinación se presenta todavía en el ámbito laboral.

El contundente informe
La investigación, que dio como resultado el informe Más por Menos, se basó en las entrevistas efectuadas a más de mil trabajadoras, propietarios de fábricas y explotaciones agrarias, representantes de grandes marcas, importadores, exportadores, sindicatos y funcionarios gubernamentales.

El informe establece que las mujeres forman parte de los últimos eslabones de las cadenas de producción y que, en estas labores, las mujeres potencian en gran medida el mercado exportador de sus países, sin recibir los ingresos, las prestaciones en salud y seguridad social que les permitiría a ellas y sus familias salir de la pobreza.

También señala que mientras los derechos de las trasnacionales se amplían y fortalecen a través de la Organización Mundial de Comercio (OMC), los derechos de los trabajadores, especialmente los de las mujeres, son cada vez más precarios. De allí el título del informe: Más por menos que, en otras palabras, significa más trabajo por menos ingresos.

Las trabajadoras se llevan la peor parte, expresa Oxfam, ya que sus vivencias laborales destruyen el mito de que sus ingresos sean ingresos extras. Muchas mujeres deben sacar adelante a sus familias en condiciones que distan mucho de ser dignas. Esto arruina su salud, destroza familias y comunidades, y compromete el futuro de las generaciones venideras.

Tras analizar los lucrativos negocios de las empresas de la alimentación y la confección, el estudio revela que muchas de ellas subcontratan su producción y utilizan su posición dominante en el mercado para reducir los costos y los riesgos en sus cadenas de suministro. Los responsables de compras de dichas compañías tienen el poder de forzar a sus proveedores a realizar las entregas de manera rápida (estrategia Just in time) y a precios cada vez más bajos.

El estudio concluye que los minoristas –supermercados y grandes almacenes– e importantes marcas de ropa utilizan su poder en las cadenas de producción para trasladar sistemáticamente los costos y riesgos a los productores, quienes desplazan esos costos a las mujeres trabajadoras.

Oxfam reclama a las grandes compañías que se comprometan con el respeto a los derechos laborales, a los productores y proveedores que garanticen un trabajo digno. A los gobiernos les pide que acojan las recomendaciones de la IV Conferencia Mundial sobre la Mujer (Beijing, 1995) y que promuevan el cumplimiento de las normas laborales internacionales y el fomento de un empleo que reduzca la pobreza y permita la igualdad de género y el desarrollo sostenible.

Hechos y cifras del informe
En muchos países, las personas trabajadoras temporales tienen menos derechos legales (indemnización por despido, horas extras pagadas o permiso por maternidad). He aquí algunos hechos y cifras:

En Colombia, la reforma laboral ha ampliado la jornada y ha eliminado el pago de horas extras por trabajar en domingo o durante las vacaciones. En ese país, más del 80 por ciento de las mujeres que trabajan reciben menos de dos salarios mínimos legales. Además, las trabajadoras de la industria floricultora ganan generalmente el salario mínimo, lo que cubre apenas el 45 por ciento de sus necesidades básicas.

En Chile, el 75 por ciento de las trabajadoras del sector agrícola son temporeras. Durante la cosecha, recogen fruta por más de 60 horas a la semana. Una de cada tres mujeres gana un salario inferior al mínimo.

En Centroamérica, la industria de la confección de ropa emplea a más de 330 mil personas, de las cuales alrededor de un 70 por ciento son mujeres, cuyo salario base es el mínimo oficial, el cual no cubre las necesidades de una canasta básica.

En Honduras, las trabajadoras del sector textil ganan cerca del salario mínimo. Sin embargo, y según cálculos del mismo gobierno de ese país, el salario mínimo cubre sólo el 33 por ciento de las necesidades básicas.

Oxfam indica que esta situación no es sólo indefendible, sino también insostenible, ya que amplias zonas del mundo en desarrollo se están convirtiendo en enclaves de desesperación y creciente marginación.

Por ello, el organismo internacional señala que es necesario mejorar las condiciones laborales de los trabajadores al final de las cadenas productivas: en Honduras, Sri Lanka o Bangladesh, para asegurar la indemnización por despido; en Kenia, para garantizar el derecho de sindicarse y a la baja maternal en las Zonas Francas de Exportación; en Sudáfrica, Estados Unidos y Reino Unido, por unos salarios más justos; en Colombia, para acabar con los horarios cada vez más largos; y en Centroamérica, para poner fin a la contratación temporal sin derecho a seguridad social.

También destaca la necesidad de que los gobiernos garanticen a trabajadoras y trabajadores el derecho a la afiliación sindical y a la negociación colectiva, y que deben mejorar su legislación laboral, especialmente en aquellos aspectos que protegen a los trabajadores con familiares a su cargo.

Finalmente, la confederación de 12 organizaciones pide a los consumidores y a las consumidoras que apoyen aquellas marcas que se preocupan tanto por la calidad de los empleos que ofrecen como por las prendas y productos que venden.


 

Enlaces de Interés:

http://www.mujereshoy.com/secciones/1840.shtml

 

Mayor información

 

Asociación Aurora Vivar

 

Si desea más información sobre la campaña “AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACIÓN” comunicarse con:

Mónica Carrillo

Teléfonos: 472-7524 / 9784-4710
 

agroexportacionsinexplotacion@yahoo.com

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com



 

CONGRESISTA ESTADOUNIDENSE ADAM SMITH ALABA AGROEXPORTACION

MIENTRAS TRABAJADORAS PERUANAS SON EXPLOTADAS

 

“Las inspecciones del Ministerio del Trabajo en Ica han comprobado que sólo el 20% de las empresas cumplen con condiciones mínimas”

“Estamos en contra de las afirmaciones del congresista estadounidenses Adam Smith quien señaló que en el Perú se respetan los derechos laborales. El estado ha comprobado que existe explotación de los trabajadores del espárrago y otros productos no tradicionales, en una inspección que realizó el Ministerio de Trabajo en Ica se detectaron irregularidades en 48 de las 62 empresas existentes” afirmó la abogada Karim Flores Mego, co autora del libro “La Agroexportación en el País de las Maravillas” .

Las 62 empresas de Ica han alcanzado las certificaciones internacionales “Euregap” de buenas practicas agrícolas pero ninguna la certificación “Etical Trading” otorgada a quienes cumplen con los beneficios laborales de los trabajadores.

“Incluso las trabajadoras denuncian que existen turbias alianzas que permiten que los empresarios sepan de las inspecciones y los días de inspección les brindan uniformes a unas cuantas personas y el resto de personal es encerrado en un cuarto hasta que pase la inspección”·, señala Karim Flores.

Ante la afirmación del congresista Smith sobre su impresión de que la legislación laboral peruana es mejor de lo que le habían presentado antes de venir al país, el sociólogo Miguel Calisaya, coautor de la investigación, afirmó en entrevista a la cadena UNIVISION que “ el régimen laboral especial prioriza el beneficio del empresario y no existen mecanismos de supervisión y control para que se no se violen derechos básicos”.

El libro, que recoge testimonios de más de 100 trabajadoras de Ica y Trujillo, demuestra que en el interior de muchas empresas existe un trato humillante con jornadas que empiezan a las 4 de la mañana, hora en que son transportadas en camiones atestados hasta llegar a jornadas de 10, 12 o 14 horas, dependiendo de la demanda del producto a exportar.

 

PRÓXIMA CONFERENCIA DE PRENSA PARA PRESENTAR DENUNCIA

El resultado de la investigación “La Agroexportación en el país de las maravillas” será presentado el día martes 17 de octubre a las 10 de la mañana en Hotel Bolívar, sito en Jirón de la Unión Nº 958, Plaza San Martín


Con las gracias anticipadas por su difusión

Mayor información

 

Asociación Aurora Vivar

 

Si desea más información sobre la campaña “AGROEXPORTACION SIN EXPLOTACIÓN” comunicarse con:

Mónica Carrillo

Teléfonos: 472-7524 / 9784-4710
 

agroexportacionsinexplotacion@yahoo.com

Web Informativo: http://www.agroexportacionsinexplotacion.com